Seguro que has leído “Solución natural para la dermatitis”… “Di adiós a la dermatitis con este aceite”… “El mejor remedio natural para curar tu dermatitis”…

Me parece una pena.

Sinceramente.

La medicina natural se basa en la acción curativa de los remedios nacidos de la naturaleza, no necesariamente sin manipular por nosotros, pero si respetando su esencia profunda y su origen.

Muchos de ellos son muy eficaces, lo han sido durante miles de años y lo seguirán siendo cuando tú y yo ya no estemos aquí porque la Madre Naturaleza nos provee de (casi) todo lo que necesitamos.

Pero esto me tiene un pelín frita.

Ya sabes, el mundo ficticio natural. Venden como panaceas remedios que si bien pueden ayudar no se puede decir que curan nada.

Y con la dermatitis está pasando esto una y otra vez.

Como el resto de las enfermedades de la piel el número de casos aumenta año tras año, en especial en ciudades grandes y muy contaminadas, y como postula la medicina integral cada persona tiene sus propios síntomas.

Por eso algunas mejoran con unos pequeños ajustes y otras necesitan un tratamiento integral detallado y lo más completo posible.

De ahí que por muy bien que vaya un aceite vegetal no podemos decir que sea ninguna solución natural para la dermatitis por sí solo.

Para lograrlo necesitamos escuchar el cuerpo y reconducirlo a su equilibrio, sí, aun en un recién nacido.

 

Solución natural para la Dermatitis

 

piel con dermatitis

Tipos y síntomas de dermatitis

Dermat-itis significa solamente inflamación de la piel, y también se conoce por eccema.

Por tanto todas las inflamaciones cutáneas cursan con dermatitis pero no las llamamos así (acné, rosácea, urticaria, etc…) sino que se denomina dermatitis a un grupo de enfermedades con unos síntomas concretos que aparecen según el tipo de ella que sufras.

Las más habituales y que yo he visto y ayudado a tratar en mis consultas son éstas:

1. Dermatitis Atópica*

Entre un 5 y un 20% de personas sufren DA en países desarrollados, siendo casi el 20% niños pequeños. La  dermatitis atópica suele presentar:

  • picazón, a veces muy intensa, con ronchas rojas que pueden supurar si se las rasca.
  • manchas enrojecidas, ásperas o escamosas, que pueden aparecer en los pliegues de codos, rodillas y también cara y cuerpo.

La atopía tiene otras características que también dan muchos problemas menores cutáneos que se pueden considerar “estéticos” pero que en realidad están producidos por las mismas causas que las ronchas y picores:

  • piel seca en todo el cuerpo
  • acumulación de células muertas produciendo áreas gruesas y rugosas que se llama ictiosis
  • ojeras (seguro que has visto a algún niño pequeño con ellas, que llama mucho la atención por lo extraño pero que realmente es un síntoma menor de dermatitis)
  • boqueras recurrentes
  • repliegue del párpado inferior
  • hiperlinealidad en las palmas de las manos y/o pies
  • dermatografismo blanco
  • queratosis pilar o piel de gallina que se da sobre todo en brazos, muslos y cara

A nivel interno la atopía cursa también con aparición de rinitis y asma.

 

dermatitis seborreica

2. Dermatitis de contacto

Al tocar ciertas sustancias puedes desarrollar una de estas 2 dermatitis:

  • Dermatitis por contacto alérgica con ronchas rojas con picazón, hinchazón o incluso ampollas con líquido y costras.

Las sustancias más habituales son las joyas de fantasía, los perfumes, los tintes del pelo, y ciertos cosméticos.

  • Dermatitis por contacto irritativa con sarpullido, ronchas o manchas rojas con sensación de escozor, ardor o picor y la zona reseca.

Disolventes, blanqueadores, jabón y ciertos cosméticos son algunos de los productos más habituales que provocan esta reacción, que a veces ocurre ante una exposición muy intensa pero la mayor parte de las veces puedes reaccionar a pequeñas dosis de la sustancia.

El problema puede ser muy duro si no puedes evitar tocar la sustancia irritante (por ejemplo en el trabajo).

 

dermatitis de contacto

3. Neurodermatitis

Es un eccema seco que genera un círculo vicioso de rascado compulsivo y excesivo que lesiona la piel y a su vez estas lesiones pican, que se dan en zonas donde puedes rascarte continuadamente.

Tiene un componente claro de origen psicosomático y a veces el picor solo aparece de noche mientras durante el día ni te acuerdas de ello.

4. Dermatitis perioral

Aparecen pequeña ronchas o áreas rojizas, inflamadas y a veces con pus alrededor de la boca y en el pliegue nasolabial aunque puede extenderse por la nariz, mejillas y ojos.

Como solo se da en el rostro, esta dermatitis produce muchos problemas de autoimagen y va a empeorar siempre con el uso de cosméticos, que necesariamente hay que revisar y usar solamente aquellos naturales más adecuados a tu caso.

5. Dermatitis seborréica

En los bebés se llama costra láctea, y la mayor parte de los casos que veo se dan en el cuero cabelludo donde se genera una capa de caspa grasa que se acumula, pica y es muy difícil de eliminar, pero también se da en otras áreas de la cara como las cejas, frente, nariz o barbilla y a veces en el pecho (zonas con muchas glándulas sebáceas).

 

Entonces, ¿puedes encontrar una solución natural para la dermatitis?

 

¿Qué haces si tienes dermatitis?

 

piel reseca

 

 

La medicina convencional no conoce las causas de las dermatitis, que considera incurables pero que pueden remitir espontáneamente, y solo da medicamentos para sus consecuencias.

A veces con peores efectos secundarios que los propios síntomas que se quieren curar por lo que como efecto rebote muchas personas buscan remedio en la medicina natural.

En la Naturopatía entendemos que estos síntomas aparecen por un desequilibrio entre el sistema nervioso, el inmunológico y la conexión piel-intestino-pulmón.

Esta conexión también está contemplada por la medicina convencional pero solamente en el caso de la atopía, si bien los naturópatas la extendemos al resto de las dermatitis aunque no sea tan evidente.

Por tanto si existe una solución natural para la dermatitis es un enfoque global y atento de todos los factores que están involucrados. Y eso es lo que hago en mis consultas, atender a cada persona individualmente.

Pero eso significa que tienes que ser activa en tu propio proceso de curación (o en el de tu/s hijo/s pequeños).

Sin un tratamiento global es difícil que puedas mejorar del todo pero puedes tener en cuenta todas estas ayudas que van a significar un apoyo inestimable en cualquier dermatitis.

 

Ayudas externas

 

Aquí sí que puedes notar mejoría aplicando un aceite vegetal que conocemos muy bien: el aceite de Onagra.

El que yo te recomiendo viene en perlas para ingerir pero es muy eficaz abrir una y aplicarlo directamente en las lesiones cutáneas (excepto para la seborréica), al menos una vez al día.

Muchos niños con atopía mejoran su piel con este aceite mientras el  tratamiento interno va actuando para llegar a la curación.

También puedes aplicarte alguna de estas leches y cremas que tengo comprobadas que ayudan a muchas de mis clientes:

Es fundamental que evites agredir el manto ácido de tu piel, que está lesionado por la enfermedad, y que es el que crea tu primera barrera defensiva inmunológica.

Para ello no puedes usar jabones en la piel ni detergentes agresivos. Es muy recomendable que te enjabones solamente aquellas zonas con sudor o secreciones (axilas, zona púbica externa, pies) y el resto de la piel simplemente la mojes con agua.

Si por tu trabajo necesitas usar un jabón o gel de ducha usa los que contengan tensioactivos muy suaves, por ejemplo:

Si tienes dermatitis en las manos prueba el jabón de azúcar y ya me dirás.

Además, necesitas adoptar una serie de medidas ambientales que evitarán la saturación tóxica de tu organismo, tanto de sustancias como de radiaciones:

  • Evita la limpieza del hogar con detergentes químicos
  • Usa filtros de agua en la ducha y para beber y cocinar
  • Usa depuradores de aire si vives en una ciudad grande o muy contaminada
  • Apaga la wifi siempre que no la estés usando, así como cualquier campo electromágnetico que tengas cerca durante horas.
  • Evita la infoxicación y el uso continuado de pantallas
  • Elimina todos los perfumes sintéticos, tanto del hogar como personales
  • Usa ropa exclusivamente de algodón, también para la cama
  • Por supuesto usa solamente cosméticos naturales garantizados de alta calidad

 

Ayudas internas

 

La solución natural para la dermatitis es múltiple y personal. Pero estas ayudas van a ser necesarias en la mayoría de los casos, y además no agreden al organismo en ningún caso:

1. Eliminar tóxicos

Es fundamental limpiar nuestro cuerpo, dado que hay una clara relación entre estas enfermedades y la contaminación ambiental (apenas aparecen en el mundo rural).

Por tanto además de los tóxicos ambientales que ya vimos en las ayudas externas prueba a ir eliminando los internos:

  1. Azúcar blanco, café, tabaco y alcohol: tóxicos básicos.
  2. Gluten, alimentos procesados y grasas trans, leche: venenos silenciosos.

Ayuda a tu organismo facilitando la expulsión de toxinas procurando comer la cantidad de fibra suficiente para ir al baño al menos 1 vez al día y beber la suficiente agua para mear 5-6 veces al día.

 

2. Cuidar el intestino

Esto es capital si quieres curarte la dermatitis, por tanto además de cuidarle con la fibra necesaria puedes ayudarle con 2 remedios naturales bien estudiados en estos casos: el aceite de Onagra, que ya vimos para aplicarlo por fuera, y los lactobacilos.

Puedes hacer curas con ambos productos durante 3 meses y probar qué resultados te da.

 

3. Equilibrar el sistema nervioso

Sabemos bien cómo afecta el estrés a la piel. No solo los mecanismos fisiológicos están bien estudiados sino que tú misma sabes que cuándo estás nerviosa peor está tu piel.

Para ello no queda otra que arremangarse y entrar en el mundo de las emociones y los pensamientos y plantarle cara a aquello que estás sintiendo y pensando.

¿Y cómo haces si es tu bebé el que tiene la dermatitis? Pues mirándote a ti y pidiendo ayuda, porque si algo tiene la maternidad es la conexión sutil y constante con tu hijo, así que es a través tuyo que puedes ayudarle.

Las Flores de Bach y la Coherencia Cardíaca son 2 herramientas que pueden ayudarte mucho con tus estados internos y facilitarte con cierta rapidez una mejoría emocional con las Flores y nerviosa con la Coherencia.

Son sencillas de usar y no tienen efectos secundarios.

 

4. La Aromaterapia

A veces se presentan a los aceites esenciales como una solución natural para la dermatitis y pueden ser una valiosa ayuda para apoyar tanto las alteraciones emocionales como las inmunológicas.

Pero en mi larga experiencia esto debe darse dentro de un contexto terapéutico y no cosmético, ya que la respuesta individual al uso externo de estas sustancias es muy variable y mientras en algunos casos hay fórmulas que curan las lesiones en cuánto aparecen, en otros las exacerban. 

Por eso es necesario escuchar y observar a cada persona. 

Todos estos recursos son el inicio de la solución natural de la dermatitis, pero si necesitas más apoyo puedes consultar conmigo tu problema y profundizaremos lo necesario hasta que te encuentres completamente bien.

 

*si quieres que trate más a fondo este tipo de dermatitis déjamelo en los comentarios y preparo un artículo completo sobre ella.

 

 


NOTA DE EXENCIÓN DE RESPONSABILIDAD SALUD INTEGRAL

El objeto de este artículo es comunicar e informar sobre distintas posibilidades que ofrecen los remedios naturales para promover y mantener la Salud Integral de las personas que deseen ejercer su derecho a hacerse responsables de su propia salud.

La información que transmito está basada en mi experiencia directa como naturópata a lo largo de más de 25 años con distintos laboratorios de productos y remedios naturales.

Debo informarte que en este contexto declino toda responsabilidad del uso inadecuado que se le pueda dar a estas recomendaciones respecto a su aplicación inadecuada o negligente, reacciones individuales o interferencias con tratamientos médicos.

Si estás padeciendo una enfermedad contrasta con tu médico cualquier información que quieras usar.

Si deseas ampliar cualquier dato aquí expresado puedes dirigirte a mí a través de mi correo electrónico: eco@aguadeflores.com.

Muchas gracias por hacerte responsable.

×

¡Hola!

Nuestro horario de atención al cliente es de Lunes a Viernes: 10.30 a 13.30 y 16.30 a 20.00h. Te responderemos lo antes posible dentro de este horario. Recuerda que también puedes escribirnos a: eco@aguadeflores.es

× ¡Hola! ¿Te ayudamos?